Papás geniales en primera fila!

papas geniales

A traves de los años, hemos tendido a darle demasiado protagonismo a los padres ausentes. Vivimos en una sociedad en su mayoría matriarcal, en la que la mujer lleva la carga del hogar y de los hijos, en muchos casos también su sustento y si tiene suerte de tener pareja,es bastante probable que ésta se encargue solo de la parte económica.

Yo no estoy aquí para juzgar a quien se queda o a quien se va y si bien aun hay muchas madres coraje veo con satisfacción que comienza a gestarse una nueva generación de padres a los que he decidido denominar geniales. No quise usar la palabra “responsable” porque este movimiento que comencé a percibir desde que nació mi pequeña (la realidad está donde pongas tu atención) va más allá. Son papás que lavan teteros, cambian pañales, cuentan cuentos, cantan canciones, bailan y hasta se dejan pintar las uñas por complacer a sus nenas.

Yo en lo personal, tuve (y sigo teniendo) un papá genial (ahora un abuelito genial). No creo que me haya cambiado los pañales o lavado los teteros pero recuerdo las canciones (Cepillín, Enrique y Ana) los paseos, los viajes, los parques, las navidades… Siempre ahí, siempre presente.

Si bien mi primer matrimonio terminó muy pronto (ojo: no tanto como el segundo de Kim Kardashian) y muchas cosas las hice sola, eso me permitió crear un vínculo increíblemente fuerte con mi hijo. Además no me fue tan mal porque también tengo un hermano genial que se tiraba en el piso a jugar al barco de los piratas.

…y como si fuera poco la vida me premia ahora con un esposo genial, de esos que prefieren ser feliz que estar en lo correcto, de esos que no dejan de llevar a sus peques a las fiestas aunque tengan que ir solos, de los que lavan no solo teteros sino toda la ropa.

Papás geniales hay muchos, los veo por doquier en los parques, en los centros comerciales y hasta en las redes sociales, hablando de sus hijos como usualmente hablaría una mamá (eso me encanta!) y creo que es justo rendirles homenaje y empezar a hablar más de los que están que de los que no.

Nota importante: Ser papá genial no implica ser esposo genial. Muchas veces las relaciones de pareja no funcionan, se rompen y terminan en rabia y resentimiento e incluimos a nuestros hijos (a veces sin querer, a veces queriendo) en esos sentimientos negativos. Si la relación con tu pareja no funcionó, pero sabes en el fondo que es un papá genial, no prives a tus hijos de ese regalo, no seas tú quien les quite ese derecho.

Anuncios

Un comentario en “Papás geniales en primera fila!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s